Más de 25 años a su servicio

Cantó Abogados es un Despacho creado por el letrado ALBERTO CANTÓ NOGUERA,
colegiado nº 6542 del Ilustre Colegio de Abogados de Valencia con más de 25 años de experiencia.

Profesionales para ofrecerle soluciones

A través de nuestro despacho, facilitamos a nuestros clientes soluciones a aquellas cuestiones
jurídicas puntuales o respuestas para las empresas o los particulares tanto en el ámbito
extrajudicial (contratos, transacciones, negociaciones) como en el judicial (iniciación de acciones
en los diferentes órdenes jurisdiccionales).

Servicios  

Artículos de interés

PENSIÓN COMPENSATORIA E INDEMNIZACIÓN POR DEDICACIÓN EXCLUSIVA AL HOGAR Y A LA FAMILIA

PENSIÓN COMPENSATORIA E INDEMNIZACIÓN POR DEDICACIÓN EXCLUSIVA AL HOGAR Y A LA FAMILIA

 
Pensión compensatoria.
La pensión compensatoria está regulada en el artículo 97 del Código Civil español. Se trata de una prestación económica a la que tiene derecho uno de los cónyuges cuando, tras la ruptura matrimonial, se encuentra ante una situación de desequilibrio económico en comparación con la situación en la que se encontraba dentro del matrimonio, esto es, cuando su situación económica se haya visto perjudicada por la separación o divorcio.
Los requisitos para poder optar a esta prestación son los siguientes:
- Que la ruptura del matrimonio haya supuesto un desequilibrio económico para el cónyuge que solicita la pensión compensatoria, lo que conlleva que su situación económica actual sea peor que la que tenía dentro del matrimonio.
- Que el desequilibrio haya afectado solo al cónyuge solicitante, pues si ha afectado a los dos cónyuges no tendrá sentido su solicitud al encontrarse ambos en situación de igualdad.
- Que el cónyuge solicitante de la pensión compensatoria no disponga de ingresos propios ni de bienes con los que poder sustentarse.  
Respecto a la cuantificación del importe de la pensión hay que atender al acuerdo al que hayan llegado los cónyuges. Si no se llega a un acuerdo será el Juez quien deberá establecer dicha cuantificación. Para ello, el artículo 97 del Código Civil expone hasta nueve mecanismos entre los cuales el juez podrá escoger el más conveniente:
     -Los acuerdos a que hubieran llegado los cónyuges.     -La edad y el estado de salud.     -La cualificación profesional y las probabilidades de acceso a un empleo.     -La dedicación pasada y futura a la familia.     -La colaboración con su trabajo en las actividades mercantiles, industriales o profesionales del otro cónyuge.     -La duración del matrimonio y de la convivencia conyugal.     -La pérdida eventual de un derecho de pensión.     -El caudal y los medios económicos y las necesidades de uno y otro cónyuge.     -Cualquier otra circunstancia relevante.
 
Indemnización por la dedicación exclusiva al hogar y a la familia cuando el matrimonio se rige por el régimen de separación de bienes.
Regulada en el artículo 1438 del Código Civil español, esta indemnización puede solicitarla un cónyuge al otro cuando se pone fin a un matrimonio regido por el régimen legal de separación de bienes y el solicitante se ha dedicado de forma exclusiva a las tareas domésticas y al cuidado y mantenimiento de los hijos y de la casa.
Esta indemnización tiene como fundamento la compensación por haber renunciado a desempeñar funciones externas al cuidado del hogar, ello en beneficio de la familia. Sin embargo, para poder obtener esta indemnización es necesario cumplir unos requisitos básicos:
- Que el cónyuge que solicita la indemnización se haya dedicado íntegra y exclusivamente a las cargas domésticas. Así, una persona que compatibilice el mantenimiento del hogar con otro oficio sea este a tiempo parcial o completo, no tendrá derecho a tal indemnización. Encontramos alguna excepción como, por ejemplo, “que se colabore en actividades profesionales o negocios familiares, en condiciones laborales precarias”, como ocurre en el caso expuesto en la Sentencia del Tribunal Supremo de 26 de abril de 2017.
- Que el régimen que haya regido la relación matrimonial sea el de separación de bienes, no siendo posible solicitar esta indemnización si se optó por otro régimen diferente, como puede ser el de gananciales.
 
Es irrelevante que el cónyuge que solicita la indemnización haya contado con la ayuda de terceros para realizar dichas labores. Por ejemplo, el TS en la Sentencia número 4897/2015 estima la petición de esta indemnización a uno de los cónyuges en una familia que contaba con servicio doméstico e incluso chofer. Así, lo importante es que la dedicación al hogar sea exclusiva, sin importar la capacidad económica y el estatus que se disfruten.
En cuanto a cómo cuantificar la indemnización, establece el Tribunal Supremo que una opción posible sería el equivalente al salario mínimo interprofesional o la equiparación del trabajo con el sueldo que cobraría por llevarlo a cabo una tercera persona. La ventaja de establecer la cuantificación mediante estos dos parámetros supone que son opciones bastante objetivas. Por su parte, el inconveniente, como establece el TS es que “en la práctica pueda resultar insuficiente en cuanto se niega al acreedor alguno de los beneficios propios de los asalariados que revierten en el beneficio económico para el cónyuge deudor y se ignora la cualificación profesional de quien resulta beneficiado”.
 
Similitudes y diferencias entre ambas prestaciones.
Tanto la pensión compensatoria como la indemnización en separación de bienes son prestaciones económicas a las que puede tener derecho uno de los cónyuges tras la separación o divorcio, cuando se decide poner fin al matrimonio.
En cuanto a las diferencias, por un lado, cada una de ellas tiene unos requisitos específicos que el solicitante debe cumplir. Por otro lado, la cuantificación de ambas también es diferente. Y, por último y lo más importante, que a la pensión compensatoria se tiene derecho independientemente del régimen matrimonial que haya regido el matrimonio, mientras que a la indemnización solo se tendrá derecho siempre y cuando el matrimonio se hubiese regido por la separación de bienes.
Por último, conviene señalar que ambas prestaciones son compatibles entre sí, lo que significa que una persona que cumpla los requisitos de las dos puede solicitarlas y tener derecho a percibir tanto la pensión como la indemnización.

Leer más
¿CUÁNDO FINALIZA EL PLAZO PARA RECLAMAR LAS ACCIONES DE BANCO POPULAR?

¿CUÁNDO FINALIZA EL PLAZO PARA RECLAMAR LAS ACCIONES DE BANCO POPULAR?

 
En el último año han aparecido muchas publicaciones en medios de comunicación informando que el plazo para reclamar la inversión realizada en la adquisición de acciones de Banco Popular finalizó el pasado 28 de agosto de 2020.
La citada información no es totalmente exacta hay que diferenciar según el mercado en el que se adquirieron las acciones y la acción judicial que se vaya a plantear.
 
Acciones adquiridas en el mercado secundario.
El 28 de agosto de 2020 prescribió el plazo para reclamar las acciones adquiridas en el mercado secundario, es decir, no adquiridas directamente de la entidad bancaria, pero únicamente respecto a la acción judicial de responsabilidad por el contenido falseado del folleto de la emisión conforme a la Ley de Mercado de Valores.
Al tratarse de un plazo de prescripción los accionistas que hayan reclamado por la vía extrajudicial antes del 28 de agosto de 2020 habrán interrumpido el plazo de prescripción de 3 años y por tanto, dependiendo de la fecha en la que se reclamó es posible que sigan en plazo.
Para los accionistas que adquirieron las acciones a través del mercado secundario y no hayan interrumpido el plazo de prescripción no está todo perdido. A este colectivo les queda la posibilidad de reclamar por la vía de la acción de daños y perjuicios del artículo 1.101 del Código Civil, que establece un mayor plazo de prescripción de 5 años desde la resolución de la entidad el 7 de junio de 2017, a lo que además hay que añadir 82 días por la prorroga del coronavirus, por tanto, el plazo finalizará por la acción de daños y perjuicios el 28 de agosto de 2022.
 
Acciones adquiridas en las ampliaciones de Capital de Banco Popular y el mercado primario.
Si las acciones fueron adquiridas directamente en la entidad Banco Popular a través de la ampliación de capital de 2016 el plazo de reclamación no ha finalizado.
Las acciones de la entidad adquiridas por esta vía se reclamarán a través de la acción de nulidad de la adquisición por error de vicio en el consentimiento el cual tiene establecido un plazo de caducidad de 4 años desde la resolución de la entidad. Por tanto, teniendo en cuenta la prorroga del coronavirus el plazo finalizará el 28 de agosto de 2021. Al tratarse de un plazo de caducidad éste no podrá ser interrumpido a través de la reclamación extrajudicial.
¿Qué pasa si no reclamo antes del 28 de agosto de 2021? Aún quedaría la posibilidad de reclamar por la vía de los daños y perjuicios tal como se ha explicado anteriormente esta acción tiene un plazo de 5 años y finalizará el 28 de agosto de 2022.
 
No deje que transcurra el plazo y póngase en contacto con Cantó Abogados para recuperar la inversión realizada en la compra de acciones de Banco Popular.
 
 

Leer más
LEY DE SEGUNDA OPORTUNIDAD. COMO CANCELAR TUS DEUDAS PARA INICIAR UNA NUEVA ETAPA EN TU VIDA.

LEY DE SEGUNDA OPORTUNIDAD. COMO CANCELAR TUS DEUDAS PARA INICIAR UNA NUEVA ETAPA EN TU VIDA.

 
CANTÓ ABOGADOS pone a su disposición el mecanismo legal de la LEY DE SEGUNDA OPORTUNIDAD
 
¿De qué se trata?
El procedimiento de Segunda oportunidad es un mecanismo dirigido tanto a particulares como autónomos que no pueden pagar sus deudas y que consiguen cancelar sus deudas mediante la negociación de nuevas condiciones con los acreedores.
El B.O.E lo define como “permitir que aquél que lo ha perdido todo por haber liquidado la totalidad de su patrimonio en beneficio de sus acreedores, pueda verse liberado de la mayor parte de las deudas pendientes tras la referida liquidación”.
 
¿Quién puede solicitarlo? Pueden acogerse a esta herramienta los particulares, autónomos, familias, así como las pequeñas empresas de menos de 50 trabajadores. La deuda ha de ser inferior a 5 millones de euros y se requiere que el deudor no haya sido condenado en sentencia firme por delitos contra el patrimonio.
 
¿Cómo funciona? Existen dos fases que se sigue una en defecto de la otra, es decir, el llamado acuerdo extrajudicial de pagos y en caso de no conseguirse éste se inicia el concurso consecutivo con la posibilidad de no pagar las deudas pendientes o lo que viene a llamarse el beneficio de exoneración del pasivo insatisfecho.
Para ello CANTÓ ABOGADOS estudiará los documentos y antecedentes del caso e iniciará el proceso solicitando el nombramiento de mediador concursal para dar entrada al llamado ACUERDO EXTRAJUDICIAL DE PAGOS.
Tal proceso se inicia ante notario cuando el solicitante es persona física o ante el registro mercantil cuando es una sociedad mercantil.
La principal ventaja es que, a partir de ese momento, ya no se pueden seguir las reclamaciones de cantidad ni practicar embargos contra el deudor, ni recibir llamadas ni escritos de los acreedores reclamando las deudas.
El mediador concursal y con una antelación de 20 días naturales a la reunión que se ha de celebrar, remitirá a los acreedores con el consentimiento del deudor y asesorado por CANTÓ ABOGADOS, un plan de pagos de los créditos pendientes a la fecha del inicio del expediente. El citado plan se somete a votación por parte de los acreedores y si se consigue el acuerdo los créditos quedarían remitidos y aplazados conforme a las condiciones pactadas.
 
¿Qué pasa si no hay acuerdo?
Pues en este caso entra en funcionamiento la segunda fase que viene a llamarse el concurso consecutivo o beneficio de la exoneración del pasivo insatisfecho.
En el caso del Concurso consecutivo se trataría de llegar al pago de las deudas mediante la liquidación de los bienes propiedad del deudor.
Lo habitual es que el valor de los bienes no alcance el importe de las deudas y por lo tanto el deudor continúa en estado de insolvencia.
Pues aquí es donde entra en funcionamiento la parte más trascendental de la ley de la segunda oportunidad. La posibilidad de liquidar las deudas, aunque el patrimonio resulte insuficiente. Para ello se deberá solicitar la exoneración del pasivo insatisfecho ante el Juez del concurso.
 
¿Qué deudas se pueden cancelar?
En principio todas, excepto deudas por alimentos con familiares.
Las hipotecas se pueden cancelar con la dación en pago siendo una de las principales novedades de la citada ley.
 
¿En definitiva que ventajas ofrece la tramitación del procedimiento de la segunda oportunidad?
En resumen, las ventajas que ofrece son las siguientes:
- El deudor podrá continuar con su actividad laboral, empresarial o profesional.
- No podrán iniciar procedimientos en reclamación de cantidad ni continuar ejecución judicial o extrajudicial alguna sobre el patrimonio del deudor ni siquiera recibir llamadas del acreedor o empresa de morosos.
- Se paraliza el proceso de desahucio.
- Se suspenderá el devengo de intereses sobre los importes adeudados, salvo en las garantías hipotecarias.
- Se podrá reducir la deuda en determinados casos.
- Ampliación de plazos. Hasta 5 años más de plazo para poder reintegrar las deudas.
- Levantamiento de ejecuciones judiciales.
- Liberación y condonación de algunas de las deudas.
 
Para ello, es conveniente contar con un adecuado asesoramiento legal y experto en derecho concursal que le ayude a conseguir el mayor éxito posible en la tramitación del procedimiento. Para ello cuente con la ayuda de CANTÓ ABOGADOS.

Leer más
DUDAS FRECUENTES ANTES DE INICIAR UN PROCEDIMIENTO DE DIVORCIO

DUDAS FRECUENTES ANTES DE INICIAR UN PROCEDIMIENTO DE DIVORCIO

 
Diferencia entre la separación y el divorcio.
Mientras el divorcio rompe el vínculo matrimonial, con todo lo que ello conlleva, y permite que los cónyuges puedan volver a contraer matrimonio; la separación no disuelve el vínculo matrimonial, produce una suspensión de la vida en común, pero no permite a los cónyuges puedan contraer matrimonio con terceros. Además, en la separación es posible la reconciliación de los cónyuges, sin embargo, en el divorcio no es posible, se tendría que volver a contraer matrimonio.
Anteriormente la separación era un trámite previo al divorcio, actualmente se puede solicitar el divorcio sin necesidad de la previa separación.
 
Diferencia entre divorcio y nulidad matrimonial.
La nulidad matrimonial es la invalidación de cualquier matrimonio porque en su celebración han existido o se han producido vicios o defectos esenciales que impiden que el mismo pueda surtir efectos. La nulidad matrimonial supone que el matrimonio no ha existido y no puede surtir efectos. En cambio, el divorcio rompe el vínculo matrimonial pero no afecta a la validez de éste.
 
Tipos de procedimiento de divorcio. De mutuo acuerdo o contencioso.
Existen dos procedimientos distintos para solicitar el divorcio. Por un lado, el procedimiento solicitado de común acuerdo por ambos cónyuges, los cuales están conformes con las medidas que deben regular la disolución del matrimonio y en su caso respecto a los hijos comunes. Por otro lado, el divorcio contencioso es el que solicita uno sólo de los cónyuges, cuando no están conformes ambos cónyuges en las medidas que deben regular el divorcio.
 
Procedimiento de mutuo acuerdo.
La solicitud de divorcio se realizará por ambos cónyuges o de uno con el consentimiento del otro, una vez transcurridos tres meses desde la celebración del matrimonio.
La tramitación de un procedimiento de divorcio de mutuo acuerdo es más rencillo, más rápido y económico, pues ambos cónyuges podrán ir representados por el mismo abogado y procurador, además no será necesario la realización de juicio bastará con ratificar el convenio regulador presentado junto con la demanda, en caso de hijos menores el Fiscal deberá revisar el convenio y velar por los intereses de los menores.
 
A la demanda deberá acompañar una propuesta de convenio regulador. El convenio regulador deberá contener al menos los siguientes extremos:
a) El cuidado de los hijos sujetos a la patria potestad de ambos, el ejercicio de ésta y, en su caso, el régimen de comunicación y estancia de los hijos con el progenitor que no viva habitualmente con ellos.
b) Si se considera necesario, el régimen de visitas y comunicación de los nietos con sus abuelos, teniendo en cuenta, siempre, el interés de aquéllos.
c) La atribución del uso de la vivienda y ajuar familiar.
d) La contribución a las cargas del matrimonio y alimentos, así como sus bases de actualización y garantías en su caso.
e) La liquidación, cuando proceda, del régimen económico del matrimonio.
f) La pensión de alimentos que correspondiere satisfacer, en su caso, a uno de los cónyuges.
 
Los cónyuges también podrán acordar su divorcio de mutuo acuerdo mediante la formulación de un convenio regulador ante el letrado de la administración de justicia o en escritura pública ante Notario
 
Procedimiento contencioso.
La solicitud de divorcio se realizará a petición de uno solo de los cónyuges, una vez transcurridos tres meses desde la celebración del matrimonio.
No será preciso el transcurso de este plazo cuando se acredite la existencia de un riesgo para la vida, la integridad física, la libertad, la integridad moral o libertad e indemnidad sexual del cónyuge demandante o de los hijos de ambos o de cualquiera de los miembros del matrimonio.
A la demanda se acompañará propuesta fundada de las medidas que hayan de regular los efectos derivados del divorcio, con al menos el mismo contenido que el convenio regulador.
El procedimiento para tramitar el divorcio contencioso es más largo, pues requerirá que la demanda de divorcio con proposición de medidas de uno de los cónyuges, se realice la correspondiente contestación a la demanda del otro cónyuge con su proposición de medidas, por tanto, cada cónyuge deberá tener su propio abogado y procurador. Además, el fiscal deberá revisar las medidas propuestas en caso de la existencia de hijos menores. A continuación, la proposición y realización de las pruebas que se consideren necesarias y se citará a las partes para la celebración del juicio. Finalmente, el juez dictará sentencia acordando el divorcio y las medidas que regularan los efectos del divorcio. Contra la citada sentencia se podrá interponer el correspondiente recurso de apelación.
 
Pensión compensatoria a favor de uno de los cónyuges.
El cónyuge al que la separación o el divorcio produzca un desequilibrio económico en relación con la posición del otro, que implique un empeoramiento en su situación anterior en el matrimonio, tendrá derecho a una compensación que podrá consistir en una pensión temporal o por tiempo indefinido, o en una prestación única, según se determine en el convenio regulador o en la sentencia.
A falta de acuerdo de los cónyuges, el Juez, en sentencia, determinará su importe teniendo en cuenta las siguientes circunstancias:
1.ª Los acuerdos a que hubieran llegado los cónyuges.
2.ª La edad y el estado de salud.
3.ª La cualificación profesional y las probabilidades de acceso a un empleo.
4.ª La dedicación pasada y futura a la familia.
5.ª La colaboración con su trabajo en las actividades mercantiles, industriales o profesionales del otro cónyuge.
6.ª La duración del matrimonio y de la convivencia conyugal.
7.ª La pérdida eventual de un derecho de pensión.
8.ª El caudal y los medios económicos y las necesidades de uno y otro cónyuge.
9.ª Cualquier otra circunstancia relevante.
 
Documentos necesarios.
Los documentos necesarios variaran según el procedimiento de divorcio que se solicite y las particularidades de cada caso. Pero de forma genérica puede concretarse en:
Certificación literal de matrimonio.
Certificado de nacimiento de los hijos (en su caso)
Últimas nominas
Documentos que acrediten los gastos ordinarios de los hijos
Documentos que acrediten propiedades (notas simples del Registro de la Propiedad, etc.)
Cuentas bancarias, etc.
Entre muchos otros...
 
El papel del abogado en una posible mediación.
El abogado tiene un papel fundamental cuando ambos cónyuges no son capaces de llegar a un acuerdo. Es recomendable acudir a un abogado que medie entre ambos, o con el abogado del otro cónyuge con el fin de llegar a pactos sobre temas tan importantes como la guarda y custodia, pensión de alimentos, etc. lo cual ayudará a agilizar el procedimiento de divorcio y evitar posibles confrontaciones.

Leer más

Uso de cookies de cantoabogados.es

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y la experiencia de uso de este sitio web. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR